Autor: Fernando Garrido Tortosa

¡Pobres Jesuitas!
¡Pobres Jesuitas!